Vestidos de fiesta a medida Murcia

Cuando somos gorditas, o cuando somos muy bajitas, cuando nosotras mismas diseñamos nuestro vestido o cuando ninguno nos queda bien al cuerpo, es cuando debemos pensar en optar por vestidos de fiesta a medida. Esta manera de quietarnos de problemas en lo que a modelos de fiesta corresponde es sencilla, en ocasiones más económica y puede ser mucho más rápida en selección.

Como desventaja tiene el detalle de no poder medirnos el vestido hasta que esté terminado y por ende no sabremos como luce en nosotras, pues podemos ver a una modelo lucirlo genial, pero decepcionarnos al ver dicho diseño ya en nosotras que no tenemos las medidas perfectas de la modelo. Por otro lado esto se puede solucionar asistiendo a sesiones de entalle y siguiendo pasa a paso el trabajo de la modista.

Cuando se trata de vestidos hechos a medida se debe tener una idea muy clara de qué es lo que se desea confeccionar pues la modista no es una especie de maga que adivine las instrucciones al aire, si tienes fotos, dibujos o impresiones del modelo, esto facilitará muchísimo su trabajo y lograrás tener un mejor resultado en hechura.

Escoge junto a tu costurera las telas, pues no todas son aptas para toda máquina y estilo. Evita llevar tú misma las telas pues esto puede hacer que el vestido ya terminado tenga mala confección por una mala materia prima. No compres telas baratas sin consultar a la modista, recuerda que lo barato sale caro al final.