Vestido de novia de encaje guipour y falda de gasa de seda

Cuando recibimos este encargo, Virginia nos pidió un vestido elegante, ligero y muy expresivo. El vestido, siendo limpio y conciso, impacta y expresa gracias al encaje de guipour utilizado en el cuerpo. La falda para el vestido de boda de Virgina fue escogida en corte de capa, y elaborada en gasa. Ella tenía claro el corte de vestido que mejor se adaptaría a su figura y qué partes pronunciar más. Los tejidos empleados son nobles y la mezcla de ellos resultó todo un acierto.

El cuerpo del vestido decidimos hacerlo en encaje de guipour para jugar con la forma, no queríamos un vestido plano ni con volantes. Sin duda, el encaje de guipour logró su objetivo de dar un toque delicado y romántico al vestido, sin perder la elegancia que quería la novia, incluyendo un escote muy pronunciado y enmarcado con ligeros tirantes. Para darle más juego al vestido, Virgina escogió una falda de capas en con mucho vuelo y que permanecía en constante movimiento. Escogimos una falda en gasa para conseguir el máximo efecto de ligereza.

Además de su vestido de novia, confeccionamos los vestidos de pajes de cinco niñas.